¿Qué ocurre cuando no hay testamento?

928 37 07 50
¿Qué ocurre cuando no hay testamento?

En  nuestro despacho de abogados de Las Palmas de Gran Canaria sabemos que es muy frecuente que, tras el fallecimiento de un familiar, los parientes más cercanos descubras que no existe ningún documento en el que el finado haya dispuesto cómo deben ser repartidos sus bienes tras su muerte. Sin embargo, la legislación española establece con bastante claridad de qué forma deben ser repartidos entre los herederos legítimos.

Antes de explicar que familiares pueden entrar en el reparto, es conveniente aclarar que estas situaciones deben siempre consultarse con un buen despacho de abogados de Las Palmas de Gran Canaria pues siempre puede haber circunstancias especiales que modifiquen la normativa general. Pero, en términos generales, el derecho sucesorio establece que los herederos de una persona fallecida serán los hijos, habidos dentro o fuera del matrimonio y que la división de los bienes se hará en partes iguales para cada uno de ellos. Si alguno de los hijos hubiera fallecido también, la parte correspondiente a éste pasaría a sus herederos legales.

En el caso de que el fallecido no tuviera descendencia, los herederos serán sus ascendientes, padres o abuelos si no hubieran fallecido previamente. Solamente en el caso de que el difunto no tuviera descendencia ni antecesores vivos, sus bienes pasarán íntegramente a su cónyuge, siempre y cuando el matrimonio no se hubiera disuelto o declarado nulo previamente. Aún en el caso de que los cónyuges hubieran iniciado un proceso de divorcio, si éste no tuviera todavía una sentencia, el matrimonio seguiría vigente.

En cualquier caso, como ya dijimos anteriormente,  cada caso debe ser estudiado con detalle por si hubiera circunstancias especiales. Ven a Calzada Fiol & González Abogados y analizaremos tu caso con minuciosidad.    

haz clic para copiar mailmail copiado